Sombras de Colores

Despeinada

Las aspas del molino estropeaban mi peinado y no había disculpa que desenredara tanto vómito peludo de gato tibio haciéndose león. Y no hallé aspirinas para la culpa pegajosa de virgen niña de buena madre de pobre inútil. Hoy apenas alcanza el acomodo de tantos libros ya ordenados para que más gigantes tomen asiento. Pasen, adelante, aquí siempre hay lugar y tiempo y ganas sigo

CTRL+C

Todos copiamos y copiamos copiamos para llegar y para perdernos copiamos para construir y para tirar abajo copiamos y nos dejamos copiar en una serie infinita que hará de las prodigiosas obras y de las extremas injusticias creaciones de todos.

Un deseo

Del infierno la semilla es un deseo. Alabanza a la determinación del enfermo crónico que borró senderos inexistentes que trazó un arco sin iris que ensució la tierra con flores. Un deseo obstinado escribió bajo la almohada del paciente la fórmula para que no muriera en el infierno de los sanos.   Ana Ocáterli Del libro Sombras de Colores. Descargá el EBook, aquí. Se sigo